CPMundo

Desertor norcoreano 'conmocionado' por la bondad en EE.UU., se les enseñó que los estadounidenses "torturan y matan"

Desertor norcoreano 'conmocionado' por la bondad en EE.UU., se les enseñó que los estadounidenses "torturan y matan"
Kim Geum-Hyuk, que ahora vive en Seúl, Corea del Sur, se apear en una entrevista con el canal de YouTube DIMPLE. | YouTube/Screengrab

Un desertor norcoreano dijo que estaba "conmocionado" por la bondad que encontró cuando visitó los Estados Unidos por primera vez porque su país de origen retrata a los ciudadanos estadounidenses como "personas que torturan y matan".

"[Los EE.UU.] No es sólo 'malo'", dijo Kim Geum-Hyuk, que ahora vive en Seúl, Corea del Sur, en una entrevista con el canal de YouTube DIMPLE. "América es un completo enemigo de [Corea del Norte]. Nos enseñaron a luchar contra los [estadounidenses] hasta el final. También fui una de las víctimas de la educación para lavar el cerebro, así que tuve hostilidad hacia Estados Unidos".

Según Kim, que actualmente trabaja como embajadora de paz para One Young World y está estudiando ciencias políticas y diplomacia en la Universidad de Corea, Corea del Norte retrata a los estadounidenses como "perros callejeros", "lobos" y "personas que torturan y matan".

Pero después de llegar a California, Kim dijo que se dio cuenta de que la representación de su país natal de ciudadanos estadounidenses estaba "totalmente equivocada".

"Lo que me enseñaron en Corea del Norte fue una imagen de la frialdad y la maldad de los estadounidenses", dijo. "Eran una imagen de gente aterradora para mí, pero estaba totalmente mal ... es totalmente diferente de la imagen que piensan los norcoreanos".

"Creí que estaban llenos de hostilidad, pero eran tan agradables", agregó Kim, expresando su sorpresa de que "todo el mundo realmente dijo 'hola' en la calle".

Debido a que nunca había visto fotos de los EE.UU., se sorprendió por la belleza y el tamaño del país. Kim dijo que visitar el Gran Cañón era como ir a Marte y que el tamaño de Texas era más grande de lo que jamás imaginó.

"[Los estadounidenses] son tan agradables, divertidos y abiertos a cualquier cosa", dijo. "Hay mexicanos, chinos, coreanos... Tantas personas formando una comunidad ... Estaba tan sorprendido por la diversidad".

Dirigido por Kim Jong Un, la inclinación del régimen norcoreano por enseñar a sus ciudadanos propaganda antiestadounidense está bien documentada. Pintando a Estados Unidos como una "amenaza agresiva" decidida a destruir a los norcoreanos, el régimen del país utiliza el miedo a una amenaza externa para reforzar el orgullo nacional y el poder del gobierno.

El desertor norcoreano Jeon Geum-ju compartió con The Washington Post cómo, desde la edad más temprana, a los niños norcoreanos se les enseña a que los "astutos lobos americanos" quieren matarlos, mientras que los líderes del país son retratados como "dioses".

Un video de propaganda recientemente descubierto reveló cómo el gobierno norcoreano busca silenciar el cristianismo pintando a los creyentes como "fanáticos religiosos" y "espías" empeñados en socavar la estabilidad del reino ermitaño.

El video,obtenido por La Voz de los Mártires, fue supuestamente utilizado para enseñar a los agentes de seguridad del estado cómo identificar y silenciar a quienes promueven la religión dentro del país.

Corea del Norte ha clasificado durante los últimos 18 años como el peor perseguidor de los cristianos en el mundo en la Lista mundial de vigilancia de Open Doors. En el país ermitaño, aquellos que profesan a Cristo o son sorprendidos comunicándose con los misioneros enfrentan graves repercusiones como la tortura y el encarcelamiento.

Kenneth Bae, un pastor coreano-estadounidense que fue rehén en Corea del Norte de 2012 a 2014, compartió cómo el gobierno norcoreano tiene más miedo a los cristianos que a las armas nucleares. Según Bae, la mayoría de los norcoreanos nunca han oído el nombre de Jesús.

"Dijeron: 'No tenemos miedo de las armas nucleares... tenemos miedo de que alguien como tú traiga religión a nuestro país y la use contra nosotros y entonces todo el mundo se volverá a Dios y esto se convertirá en el país de Dios y caeremos", dijo Bae.